El primer beso

El primer beso, sabedlo, no se da con la boca, sino con los ojos.

Paul Bernard

El poder del beso

Va por la carretera la caravana de fornidos y bigotudos motociclistas en sus poderosas, enormes y negras Harley-Davidson cuando de pronto ven a una chica a punto de saltar de un puente al río. Se detienen y el líder, particularmente corpulento y de aspecto rudo, desmonta, se dirige a ella y le pregunta:

«¿Qué diablos se supone que estás haciendo?»

«Voy a suicidarme», responde suavemente la delicada muchacha con voz cadenciosa y gesto fatal.

El motociclista piensa unos segundos y finalmente le dice:

«Bueno, antes de saltar, ¿por qué no me das un beso?»

Leer másEl poder del beso

Interés

No hay nada ilimitado que interesa tanto al hombre como la sensacíon de un beso; siempre con la sensación de estar al borde del abismo.

Andrés Amorós

 

El beso

El beso es un expediente genial que impide a los enamorados decir demasiadas estupideces.

Alessandro Morandotti

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies